Defensores de Belgrano no pudo vencer a Temperley en una final por los promedios, y volvió a hacer figura al arquero rival. Eso sí: con este 0-0, el Dragón cerró un año excelente, con ascenso al Nacional incluido y fuera de la zona de descenso. 

Quizás el karma que azota a este Defe es la injusticia en el marcador. El Dragón siempre propone, juega y ataca, jamás escatima en la creación de juego y de jugadas de riesgo. Pero, así y todo, muchas veces se ha ido con el grito atragantado. Anoche le volvió a ocurrir.

El primer tiempo fue claramente hecho a medida de Defensores. Y hecho, sobre todo, por Defensores. De sólo hacer un balance muy por encima del famoso ping pong, encontramos en nuestro archivo memorial cuatro (sí… ¡cuatro!) intervenciones de Matías Fidel Castro, adorado por los hinchas gasoleros, ante la electricidad del Topo Aguirre, delantero que no hay partido en que no se las ingenie para inventar él solito una oportunidad de gol. El que no se las suele ingeniar para anotar pero casi se le abre el arco es Saul Nelle, el juvenil que está préstamo de Independiente: zapatazo tremendo que reventó el travesaño.

En la segunda etapa hubo una lavada de cara en Temperley, que en los primeros minutos intentó someter al Dragón a sus dominios. Ramiro Costa estuvo cerca de convertir, pero la buena fortuna salvó a Defe. Y si bien Defe tuvo un par de oportunidades en los pies de Diego Dorregaray, fue el Celeste el que casi se lleva los tres puntos al sur del conurbano bonaerense: tapada de Maximiliano Velazco cuando contaba con una gran chance Santiago Giordana.

Al final, hicieron tablas. A fin de cuentas el 0 a 0 no era tan malo. Sacaron las calculadoras, hicieron un par de cuentas, alguna que otra división, y descubrieron que el punto, al menos para este 2018, les cierra perfecto. Y hablando de cerrar, el que dio fin a un año magnífico fue el Rojinegro: regreso dramático al Nacional B y, por ahora, consolidación en la categoría con mucho carácter y un despliegue futbolístico de alta talle. Salud, Dragón, a brindar por este gran 2018 que se viene un año lleno de desafíos. Y, como sabrán, a estos guerreros les encantan las batallas.

The following two tabs change content below.

Latest posts by Adriel Cámola (see all)

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *